Campaña Evangelística; Buenavista, Oaxaca

Helem Belén
Buenavista, Oaxaca | 29 junio 2019
TCDA
Fotografía: Rosa de Saron Santiago

EL HOMBRE, LA CAÍDA Y SUS EFECTOS,

Y EL REGRESO

Hebreos 13:8

Jesucristo es el mismo ayer, y hoy, y por los siglos.

 Creyendo firmemente que las buenas nuevas y obras de nuestro Señor Jesucristo deben ser compartidas, externamos hacia usted apreciable lector lo que sucedió los pasados días 21,22 y 23 de Junio del 2019 en el municipio de Buenavista, Oaxaca; en donde nos dimos encuentro el Tabernáculo de la Ciudad de Acapulco, la Misión de Xaltianguis, la Misión de Tlapa de Comonfort y la Misión de Zihuatanejo; así mismo juntamente con el pequeño grupo de hermanos que se reúnen en el mencionado municipio, se llevó a cabo un trabajo enfocado a la evangelización.

Se arribó al lugar el día viernes a mediodía y se tuvo la primera actividad por la tarde con un servicio especial, voceando la Palabra nuestro hermano Gerardo Ponciano, quien trajo un pequeño esbozo del tema: “EL NUEVO NACIMIENTO” y levantando la escritura de San Juan 3:1-12. Mostraba no solo para los miembros de nuestra Iglesia sino para nuestros invitados la gran necesidad de lograr un nacimiento del Espíritu de Dios, explicando que no se refiere a un nacimiento natural sino a un nacimiento espiritual. Eso despertó interés en los presentes y un deseo por seguir escuchando al día siguiente.

Al salir del servicio y convivir con la gente invitada era de maravillarse de que algunos no llegaron por una invitación de una persona directamente, sino que al ser un pueblo pequeño los hermanos por la tarde vocearon una invitación extensiva a toda la población por medio de los altavoces municipales, y fue así como varios de ellos pudieron llegar a nuestra Reunión.

El sábado por la mañana nos reunimos todos los hermanos que veníamos de fuera y los hermanos de Buenavista, con el objetivo de formar los equipos que estarían saliendo a evangelizar a los 4 poblados más cercanos: Buenavista, Huajintepec, Ocotlan y Cacahuatepec. Terminando unidos todos en oración para poner todo en las manos de Dios.

Para el servicio de la tarde se pudo ver el fruto del trabajo llevado a cabo por todos nuestros hermanos, quienes se dieron a la tarea de visitar casa por casa para invitar a la gente a nuestro servicio, pues el número de gente invitada se había duplicado. Esa tarde el voceador de la Palabra fue nuestro hermano David García quien trajo el tema: “DIOS NO LLAMA AL HOMBRE A JUICIO SIN ANTES ADVERTIRLE.” Y levantó las escrituras de Génesis 2:4-6, 2:16-17 e Isaías 38:1-5. El hermano comenzó recalcando que en las escrituras que se habían leído Dios claramente había lanzado dos advertencias y que el desenlace al que llegaron fue por causa de las propias decisiones y acciones. Más adelante tomó el ejemplo del Profeta Noé, quien traía un mensaje para su tiempo y lo fue tipificando en cómo se vive en el tiempo actual; él decía: “¡Agarre a su esposa, agarre a sus hijos, a los que más quiera y métalos al Arca!... ¡Todo lo que quede fuera de la Palabra, lo que le espera es la muerte!” Con ello también levantó la historia de Jonás y nos mostró que lo que puede detener el juicio en el hombre es el arrepentimiento. Eso trajo rendición en la gente e incluso pidieron que se orara por ellos y despertó un interés mayor para el servicio del día siguiente.

El domingo, antes del servicio general se llevó a cabo una plática con todos los miembros del Tabernáculo y de las Misiones. Fue dirigida por nuestro Pastor Oficial, el hno. José Carlos Santiago; quien levantó el tema: “EL EVANGELISMO EN EL TIEMPO DEL FIN.” Acompañado de la escritura de San Marcos 16:14-20. En la plática nuestro hermano nos mostraba que la manera en que se ganan las almas para Dios en este tiempo es mostrando vidas vividas, vidas consagradas y santificadas. Nos hacia un llamado a esforzarnos por lograr el nivel de vida que Dios requiere de nosotros para poder servirle.

Momentos después se dio comienzo con nuestro servicio general en donde ya nos encontrábamos reunidos juntamente con nuestros invitados, quienes habían esperado pacientemente afuera para poder tomar su lugar.

La Palabra de igual forma fue traída por nuestro Pastor, pero levantó el tema: “EL HOMBRE, LA CAÍDA Y SUS EFECTOS, Y EL REGRESO.” De la mano de la escritura de Hebreos 13:8. El hermano tuvo que regresar hasta el principio para poder mostrar mejor el proceso de la condición del hombre: viendo que el propósito de que fuera creado fue para adorar a Dios, que el primer pecado fue la desobediencia, que el pecado en sí es la incredulidad a la Palabra y que el pecado nos sacó de Dios pero que por su Gracia se abrió la oportunidad de regresar y que eso en aquel tiempo fue anunciado por un Profeta, explicó así, que en este tiempo también hay un Mensaje para la Hora; despertando en la audiencia un hambre por más de Dios.

Es poco decir que fuimos grandemente bendecidos, pues para los miembros de nuestras Iglesias el salir al campo y convivir de acuerdo a la Palabra de Dios ha sido de mucho fortalecimiento para nuestras vidas. De igual manera creemos que nuestros hermanos y gente nueva de los alrededores que ha comenzado a asistir a la Misión de Buenavista quedaron muy contentos y con deseos de seguir con esto más adelante, pues era común escuchar de ellos que esto no lo habían oído en ninguna otra parte y deseaban saber más de la Palabra de Dios.

Así me despido estimados hermanos, transmitiéndoles un afectuoso saludo de todos nuestros hermanos en nuestra Iglesia y Misiones, deseando que Dios les bendiga..